¿PODREMOS SALVAR LOS SUELOS?

global-ag-map

Pese a la alarmante situación de las tierras del planeta, los intentos oficiales para frenar su degradación no pasan de meras declaraciones con buenas intenciones

Adán deriva del femenino hebreo adama, que significa “suelo”; Eva proviene de hava, que significa “vida”.

Adán y Eva representaban, por tanto, el suelo y la vida. Las civilizaciones antiguas reconocían la importancia del suelo en el sostenimiento de la agricultura. ¿Cuál es la situación actual?

La roturación de las tierras para el cultivo iniciada en el Neolítico seleccionaba las zonas llanas y de suelos más productivos (valles, llanuras deltaicas, suelos de la vega de los ríos). Ello permitió aumentar de forma extraordinaria la producción de alimentos y supuso un hito en el desarrollo humano. Sin embargo, el avance de la agricultura ha tenido también efectos colaterales negativos sobre el suelo. La civilización sumeria acabó arruinada con la degradación de los suelos por salinización asociada al riego. Según ha ido aumentando la población, se han ido roturando tierras de menor calidad y más vulnerables. Y los suelos se han ido abandonando conforme perdían productividad. El resultado en nuestra actualidad: un tercio de las tierras del planeta están degradadas.

entrada-blog-1-2016-1-e1464109362223

Los científicos han hallado un caso singular en las ciudades históricas que han devenido conurbaciones. Para la fundación de estas urbes se seleccionaban zonas bien comunicadas y ricas en recursos básicos como agua y tierra fértil. Los suelos poco productivos, con frecuencia promontorios, se dedicaban a la edificación ( pensemos entonces en la Barcino romana); los de buena calidad, en cambio, se convertían en el “huerto” que sustentaba a la ciudad . El extraordinario crecimiento urbanístico que han experimentado algunos de estos núcleos durante el último siglo se han llevado a cabo sin considerar la calidad agrícola de los suelos, y los cultivos de la periferia se han destruido sin más.

La reserva mundial de tierras potencialmente cultivables se encuentra en los trópicos, sobre todo en Amazonía, aunque son suelos de baja fertilidad natural. De sufrir una catástrofe natural en nuestro planeta en la actualidad de carácter exterminador para nuestra civilización , a bien seguro que, los seres humanos de estas poblaciones tendrían la capacidad suficiente  como para sobrevivir.

Sin embargo, estas selvas sufren cada año una importante deforestación, con nefastas consecuencias para la biodiversidad, el aumento del carbono atmosférico y el calentamiento global.

Por más que Donald Trump y Jose María Aznar continúen negando la mayor con el cambio climático, esta es la cruel realidad.                                                                                                                  Por más que critique la prensa al nuevo presidente electo de los Estados Unidos por su anuncio de no acudir a la próxima Cumbre contra el cambio climático ; y es que la realidad es más que evidente  -ninguno de los países posee interés alguno por cumplir los protocolos en la reducción de los gases de efecto invernadero; sencillamente introducen dichos protocolos en el cajón y se burlan de ello,- a causa del gran amado y respetado “Capitalismo Genocida, venerado por las élites del poder y acariciado fielmente por sus súbditos por doquier”-.

Hoy avanza más la población mundial más la población mundial que la roturación de nuevas tierras ( una vez descontadas las superficies abandonadas). En consecuencia, ha disminuido la disponibilidad de cultivos: en 1960 era de 0,45 hectáreas cultivadas por persona, en 2010 de 0,23 y sigue bajando de modo acelerado y sin freno alguno; – como aquel que llama a Miguel y le pregunta: compadre , ¿ cómo  está usted?. Pablo pues mire usted ando de culo, cuesta abajo y sin frenos.-   También es cierto que en 1960 se necesitaban en promedio 0,45 hectáreas para alimentar a una persona y en 2006 se requieren solo, 0,22, según datos de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO). Es decir, que la productividad de las tierras cultivadas ha aumentado de forma notable. Lo que no añade dicha organización es que se están explotando de modo ilógico y enfermizo  suelos para cultivos agrícolas con altos niveles de metales pesados para los seres humanos, y esta causando el aumento de cáncer en las poblaciones, también por las aguas de regadío y el agua que llega a las casas en demasiadas ocasiones, y nos son ocultadas en el 90% de las ocasiones.

Frente a la situación de degradación del capital edáfico, los organismos internacionales han reaccionado con campañas de sensibilización y propuestas de conservación. Este año 2015 ha sido declarado por la Naciones Unidas Año Internacional de los Suelos. La alerta de importancia mundial de la degradación de las tierras en países de clima seco se dio a raíz de las hambrunas que se produjeron en el Shael en los años setenta; más tarde (1994), dio por resultado el convenio de las Naciones Unidas de Lucha contra la Desertización.

Fuente: V. Ramón Vallejo; profesor titular de la Universidad de Barcelona y coordinador científico del Centro de Estudios Ambientales del Mediterráneo de Valencia.  Reivindicaciones y críticas, la autora de este sitio.

Conclusión
Entendamos la gravedad de la degradación a nivel mundial:

Consecuencias de la degradación

  1. Perdida de elementos nutrientes.
  2. Modificación de las propiedades fisicoquímicas.
  3. Deterioro de la estructura.
  4. Disminución de la capacidad de retención de agua.
  5. Pérdida física de materiales.
  6. Incremento de la toxicidad.

Se produce un empeoramiento de las propiedades del suelo y una disminución de la masa de suelo.

 

 

 

 

Anuncios

Un comentario en “¿PODREMOS SALVAR LOS SUELOS?

  1. Reblogueó esto en elsemanaldepenelopey comentado:

    Good mornig to everybody, and thanks to everybody who reads my articles: Argelia, Argentina, Alemania, Bulgaria, Colombia, Chile, España, Emiratos Árabes, Estados Unidos, Ecuador, El Salvador, Egipto, Francia, Guatemala, Italia, Irak, México, Perú, Pakistán, RAE de Hong Kong (China), República Dominicana, Suiza, Sri Lanka, Venezuela, …

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s